Hemeroteca:


Mayo 2020
Dom Lun Mar Mie Jue Vie Sab
         
           

Publicado: 15/02/2005


 

YA SABEMOS QUIÉN MANDA


Por si abrigábamos dudas, ya lo sabemos. Sabemos ya quien manda. Y también quién obedece apegado a un cínico posibilismo cobarde. Quien manda es don Jesús del Gran Poder y el que obedece el señor Rodríguez Zapatero.

Es cierto que Aznar tampoco deshizo el entuerto de González al permitir que la SER deglutiera a Antena 3 Radio creyendo tal vez, como algunos suponen de la ETA, que el gran depredador se apiadaría de quien ha sido generoso. Nada más falso. Los tiburones confunden siempre la generosidad con la debilidad y el temor, y no diré que no tengan razón en muchos casos. Ese fué uno de los graves errores que acabaron con el gobierno del PP, incapaz de hacer cumplir la sentencia del Supremo de junio del 2000 que declaraba ilegal la concentración de diversas empresas de comunicación en manos de un solo propietario.

En vista de ello, el Grupo Prisa se apropió con nocturnidad de la cadena televisiva Localia, que había agrupado emisoras locales independientes, sin que pasara nada y don Jesús Polanco -al que el empresario que es se ha comido el periodista que fué-, se encamina ebrio de poder y de ambición al totalitarismo informativo del que logramos escapar a duras penas, emulando a Hearst quién sabe si para terminar en Berlusconi. Tal vez no tenga ya la edad pero le sobran soberbia y ambición. Y de la misma manera que cada soldado lleva en su macuto un bastón de mariscal según decía Napoleón, en lo recóndito de cada periodista anida un aprendiz de brujo deseoso de hechizar a sus conciudadanos como el flautista de Hamelin para orientarlos hacia el Bien, o para guiarlos precisamente hacia metas no coincidentes con los intereses de la comunidad como hizo Joseph Goebbels, el mago diabólico del III Reich.

Parece que el antiguo periodista ha caído en ese delirio y no hay logro que colme su apetencia de poder. Pero tampoco hay Gobierno que se atreva a contradecirle. Ahí tenemos la bochornosa dejación del actual que va a elevar los topes autorizados para la posesión de emisoras por un mismo propitario, con objeto de dar solución al conflicto creado por la sentencia del Supremo contra el Grupo Prisa. Según ese criterio, no deberá extrañarnos que Zapatero tome partido por Atutxa y por Batasuna ''por las dificultades objetivas de aplicación de la sentencia'' y cambie la Ley para no indisponerse con nadie. ¡Válgame Santa María!

Claro que es mejor ese argumento cobarde y bochornoso que aquel otro descarado, torpe y cínico con que se nos pretendía confundir, aduciendo que en una Democracia cuantas más emisoras y periódicos hay, mayores son las opciones y la libertad de los ciudadanos. Una flagrante mentira, porque si todos los medios son del mismo propietario, se aborta la libertad en favor del ''pensamiento único'', que es lo que está sucediendo en esa falsificación de Democracia a que ha reducido Berlusconi a Italia. Claro que en el país de las ''mafias'' donde todo despropósito halla cabida y acomodo, el amo de la Prensa no se conforma con madar en los gobiernos, sino que se ha hecho él mismo presidente de la República.

Pero tampoco está de más saber quién manda aquí.

Darío Vidal

15/02/05

 

       Ya sabemos quién manda (15/02/2005 16:30)


 

EUSKADI VA POR LIBRE


El que avisa no es traidor. El ''comando político'' de Eta Batasuna anuncia ya sus listas para las próximas elecciones del 17 de abril y manifiesta que le importa un rábano su ilegalización y burlar la Ley de Partidos que vulnera. Los Nazional Sozialistas (''Sozialista Abertzaleak'') se presentarán bajo el caudillaje de Arnaldo Otegui por Guipuzcoa, Jone Goirizelaia por Vizcaya y Rakel Peña por Álava.

Y el mundo de la Política parece sorprendido de la actitud sediciosa de un partido ilegal, porque la política no es la noble actividad en que creíamos, sino la cancha de la mentira alentada por los intereses más innobles. Solo uno de los grandes partidos no se ha sorprendido del enredo; el otro no se sabe, porque de un lado dice defender la unidad del Estado y del otro se instala al lado del PNV y el nacionalismo llamado moderado y democrático, aunque no acata nunca las decisiones que no comparte. Esa era la democracia de los tramposos en el patio de la escuela, la democracia que nos llevaba muchas veces a terminar los partidos a bofetadas, o ''tortas'' como prefiere decir castizamente el Ibarretxe.

Yo me pregunto a quién puede extrañar que ''los malos'' no acaten las normas y la Ley, si ''los buenos'', los nacionalistas demócratas vascos de toda la vida se burlan de ellas desde el poder. ¿Quién en su sano juicio podría creerse en un país formal, en un país serio, en un país con dignidad, que los representantes de una parcela territorial del Estado contraviniesen los dictados del Estado que les ha otorgado representación y poder? Pues esto sucede en lo que queda de España, que es como tituló un lúcido ensayo Federico Jiménez Losantos.

De modo que los ''nazionalsozialistas'' van a presentarse a los comicios con un partido ilegalizado nada menos que por terrorista, para competir con el PNV que ha presentado un llamado Plan Ibarretxe para escindirse de su patria y que desobedece al Poder desde el Poder, declarándose en rebeldía contra el Estado del que forma parte no haciendo cumplir las sentencias de los tribunales y presentando un proyecto secesionista anticonstitucional. Pero he aquí que el partido de los socialistas, que tiene un rostro en cada territorio como Jano, es criptoabertzale en Euskadi aunque no utilice el vocablo y Patxi López, auxiliado por un sedicente peneuvista ha presentado una alternativa que significa la independencia encubierta, mientras el glorioso ejército de liberación encuadrado en ETA sigue atentando en toda España, exceptuando el país de adopción de Carod-Rovira, porque sobre todo entre colegas hablando se entiende la gente.

No sabemos si don José Luis Rodriguez Zapatero ha adquirido conciencia de la inviabilidad de la multicefalia política, pero este fraude está a punto de hacer crisis, y no diré estallar para no dar ideas. No puede mantener en Madrid que no permitirá que se rompa España, al tiempo que el presidente del Partido Socialista de Euskadi, Jesús Eguiguren, sugería ayer que el Gobierno negocie con la ETA ''de sus cosas'' (!) y que ''hay que consultar a los vascos sobre los vínculos que quiere mantener con el Estado''. ¿Qué diferencia hay entre el PSOE y el PNV? ¿Qué diferencia entre el Plan Ibarretxe y el Plan López? Realmente con el señor López y el señor Eguigúren no hace falta para nada el Partido Nacionalista Vasco tacitamente respladado por los socialistas en su insumisión, su rebeldía y su desacato al Estado.

Es ingenuo decir que Euskadi pretende escindirse. Ya lo ha hecho.

Darío Vidal

14/02/05

 

       Euskadi va por libre (15/02/2005 00:19)